Protocolo

Nuestro objetivo es que los individuos viajen en, o hacia, la salud y la serenidad que necesitan, optimizando e integrando su experiencia y su aprendizaje.

El protocolo es consecuencia de haber hallado una forma notablemente más profunda de observar y comprender los mecanismos que necesitamos optimizar para avanzar en la salud, y la salud preventiva.

Está compuesto de aspectos de campos diversos que empíricamente se nos están mostrando necesarios de tener en cuenta para uno u otro momento de nuestra vida y de la de quienes vienen a nosotros en busca de colaboración.

La organización del Cuerpo Cuántico, del Cuerpo Quárkico, así como del Cuerpo Atómico y del Cuerpo Molecular del organismo, de sus respectivos tejidos físicos, así como del proceso de germinación embrionaria, constituyen las bases en las que se asienta todos los demás pasos del protocolo.

El protocolo lo impone el cuerpo de las personas. Es una “Hoja de Ruta” para tratar eficazmente la materialidad y la transmaterialidad del ser humano.